-

-
"El médico del futuro ya no tratará la estructura humana con medicamentos, sino que curará y prevendrá las enfermedades las a través de la nutrición" Tomás Alva Edison, 1902.

sábado, 28 de marzo de 2015

Llega una feria para disfrutar de la comida y de los libros.

Mañaña y pasado mañana en Concepción Arenal al 4800, Chacarita.
Se realizará de 14 a 21 en la calle Concepción Arenal al 4800. Allí habrá food trucks y la gente podrá disfrutar de la oferta gastronómica de destacados chefs y participar de charlas de escritores y periodistas. También montarán stands de editoriales y grandes librerías.

Los libros y la comida despiertan placeres, debates, pasiones. Ahora, durante dos días, la gente podrá disfrutar de ambos y, además, encontrarse con autores y chefs. Todo ocurrirá durante la primera feria del libro y la gastronomía: Leer y Comer. La cita es mañana y pasado mañana de 14 a 21 en la calle Concepción Arenal al 4800, en Chacarita. Y promete.

La propuesta tiene un poco de dos ferias exitosas. La Feria del Libro, que el año pasado convocó a 1,2 millones de personas, y Masticar, que en El Dorrego llevó a unos 78.000 foodies, o entusiastas de la buena comida. Casualmente, o no, Leer y Comer se realizará días antes de la edición 2015 de esos eventos. Es más, el creador de la nueva feria, el periodista Luis Majul, admite que se inspiró en ellos. "Hace un tiempo, al analizar cómo funcionaba Masticar, entre otros fenómenos culturales, me pareció que le faltaba algo desde el ámbito editorial", dice en diálogo con Clarín.
La idea se le ocurrió a Majul durante el verano. "Quiero hacer una feria de gastronomía y literatura que, respecto de la Feria del Libro, por ejemplo, sea mucho más descontracturada, que no esté cruzada por intereses políticos. Una feria por encima de la grieta", explica, con un infaltable guiño a la actualidad. Pero Leer y Comer tendrá su propia identidad. Se realizará en una cuadra de Concepción Arenal, donde habrá food trucks (esos camiones gastronómicos que esperan una reglamentación para funcionar a full en la Ciudad), stands de editoriales y, en el predio de la muestra De Walsh a Lanata (el "museo del periodismo", otra creación de Majul), conferencias de escritores y chefs de renombre.
El listado de participantes, que Majul comprometió en tiempo récord, es extenso. Del ámbito de los libros y el periodismo: Alfredo y Diego Leuco, Felipe Pigna, Daniel López Rosetti, Jorge Fernández Díaz, Miguel y Nicolás Wiñazki, Gabriel Rolón, Eduardo Sacheri y Estanislao Bachrach. Del mundo gastronómico, Narda Lepes, Dolli Yrigoyen, Donato De Santis, Osvaldo Gross, Los Petersen, Juliana López May, Beatriz Chomnalez, Pietro Sorba, Elisabeth Checa, Ximena Sáenz y Christophe Krywonis, entre otros.
Majul adelanta otro poco de lo previsto. "Todo se cruzará en la calle y en las charlas. Por ejemplo, Bachrach vinculará el tema de la comida con el del cerebro, ya que de esto último trata su best seller. Pero los Leuco, en cambio, revelarán la "cocina" de su nuevo programa de TN, algo similar a lo que harán los Wiñazki (sobre su programa de Radio Mitre)". Los stands de editoriales, como Random House o Planeta, y de librerías (Cúspide y El Ateneo) también serán "más rústicos que los de grandes ferias", explica Majul, quien además quiere un evento parecido a los realizados, por ejemplo, en Barcelona. "En esa línea, la editorial Eloísa Cartonera enseñará cómo se encuaderna un libro y entregará ejemplares a los más chicos", agrega. Además, Pietro Sorba, Nacho Iraola y Mariano Valerio transmitirán en vivo por la radio, vía web.
No hay dudas de que a Majul le encantan los libros (en especial si son investigaciones periodísticas) pero, ¿cuánto le gusta comer? "Sí, me gusta la comida gourmet y mi mujer es cocinera profesional", revela y luego sorprende: "Si se educa el paladar se puede distinguir entre una comida fresca y otra recalentada. Puedo distinguir si una nota de investigación o una crónica son frescas o recalentadas... Sin embargo, también disfruto de una milanesa con papas fritas". El cierre es casi filosófico: "Comer algo rico tiene un impacto emocional similar a leer El puñal, la última novela de Fernández Díaz, o Código Stiuso, de Gerardo Tato Young. Son libros gourmet, ¿por qué no?".

No hay comentarios:

Publicar un comentario